Un cortado descafeinado de maquina con leche natural 2ª Parte y última

Nos convido a sentarnos  en una mesita cercana y nos dispusimos a esperar, creyendo que íbamos a estar harto rato brazo sobre brazo.

Pero no, con una diligencia propia de un buen profesional tardo escasos minutos en servirnos y además coincidió nuestro pedido con el cambio de su turno, no yendo a cambiarse hasta que hubo terminado de servir nuestra mesa. Alguno dirá “ pues claro esa es su obligación” y yo le digo, si, lo es, ¿pero en cuantos lugares sucede esto?, porque lo que sucede de verdad es que te toma la nota uno y te lo sirve el que acaba de entrar.

Presentacion cafe cortado 04 copyright © Jose Vicente Santamaria

La siguiente sorpresa fue la presentación de lo que nos disponíamos a disfrutar. Cuando llego a la mesa con la bandeja, todos quedamos callados, no porque no quisiéramos que escuchara de que hablábamos, si no de estupefacción. Digo estupefacción, porque nadie esperaba algo tan bien servido, tan bien presentado, además de rápido y sobre todo con la alegría y la simpatía que llevaba en el rostro, teniendo en cuenta que su turno ya había finalizado minutos atrás.

Cuando su compañero comenzó a servir otras mesas, comprobamos que se trataba de una “marca de la casa”. Esto es:

Diligencia

Presentación

Y simpatía/atención

Lo mejor fue el precio, porque ¿sabéis que? . El coste era igual que el de cualquier local de los que le rodeaban, pero las tres ventajas SOLO las encontrabas allí.

Presentacion cafe cortado 05 copyright © Jose Vicente Santamaria

La respuesta del grupo fue inmediata. “ Si venimos otra vez vendremos aquí, y no es más caro”

Alguno de vosotros esta ya hace rato preguntándose ¿qué tiene que ver esto con la ilustración, el marketing, los pakagingns,  la publicidad o el arte en general?. Pues TODO, a mi modo de ver, todo.

El blog esta dedicado al mundo del ARTE Y ALGO MÁS. Y como introducción os pase un artículo que va reflexionando sobre tendencias, actuales, pasadas y como un diseño que hoy es cotidiano se convierte o lo convierten en ARTE. Pero también os decía que a mi modo de ver estamos constantemente rodeados de diseño y por extensión, de ARTE.

El cortado servido en Barcelona, es un buen ejemplo de un buen diseño y este otro cortado, servido en un bar/cafetería cualquiera de una provincia cualquiera de nuestra geografía, es también, un buen ejemplo de todo lo contrario, un mal diseño.. Son el mismo cortado, los mismos ingredientes, pero lo que cambia es la profesionalidad del autor y del gerente del bar/cafetería. O lo que es lo mismo del realizador gráfico y del director de arte..

Cafe cortado mala Presentacion café cortado copyright © Jose Vicente Santamaria

Las cosas cuestan lo mismo hacerlas bien que hacerlas mal, siempre partiendo de tiempo de producción lógico y necesario para la realización de un buen diseño (este es otro tema que ya trataré más adelante), pero con frecuencia nos encontramos con malos diseños realizados con el mismo tiempo y mismo coste o superior que un buen diseño, y ESTO NO NOS FAVORECE A NADIE. NI A LOS DISEÑADORES, NI AL CLIENTE QUE HAYA CONTRATADO, por que al final lo que sucede, es, que “yo por el mimo precio me tomo el cortado al lado, que se, que hay un profesional que no me va a hacer el chiste fácil, no va a tardar en servírmelo, me lo va presentar tan bien que me da pena tomármelo, no me canso de mirarlo, DISFRUTO mirándolo y además de todo esto, ME CUESTA LO MISMO O MENOS

Oído cocina…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *